viernes, 18 de diciembre de 2015

Reseña de Superman #46

SUPERMAN #46

"Noqueado"

Guión: Gene Luen Yang
Dibujo: Howard Porter
Color: HI-FI
Portada: John Romita Jr., Klaus Janson, Dean White
Portada alternativa Looney Tunes: Ryan Sook, Spike Brandt

Le robaron su identidad, sus seres queridos, su hogar. Un Superman quebrado se ve obligado a unirse a un club de lucha. ¿Las apuestas? ¡Su vida!

  
RESUMEN

En el aeropuerto de Metrópolis la Condesa y Jimmy Olsen buscan pruebas acerca del paradero de Superman, los resultandos son infructuosos, pero la Condesa utiliza un código binario para acceder a una de las cámaras de vigilancia y ve una imagen de Superman sujeto al fuselaje de un avión de pasajeros que le llevaba hasta Oakland, California.




Mientras tanto, el Hombre de Acero se encuentra peleando contra Crow en el "Pozo", recreando el mito coreano en el que Crow roba el sol y Haemousu se enfrenta a él para recuperarlo. Superman finalmente cumple con el guión y derrota a Crow, el público enfervorecido aclama a Superman sin creerse que el más grande de los héroes sea ahora un luchador clandestino.


Finalizado el combate, La Reina cura las heridas de Superman usando sus poderes que incluyen una habilidad telepática que la permite ver como se siente el kryptoniano interiormente a causa de los recientes sucesos que ha vivido, Superman abandona el Pozo, y en la calle le está esperando el verdadero Haemosu que quiere hablar con el Hombre de Acero.


Por su parte, La Condesa y Jimmy ha llegado a Oackland, ambos entran en una hamburguesería a cenar algo, y esto da pie a que el fotógramo rememore tiempos mejores en los que Clark aún no estaba viviendo el actual drama y Superman era el gran héroe de Metrópolis.


Superman y Haemosu mientras tanto, deambulan por las calles de Oackland, finalmente Haemosu lleva al kryptoniano a un local de copas en el que solo pueden entrar meta-humanos y ambos comienzan a beber, Superman se muestra preocupado por Apolaki, cree que ha sido secuestrado, clonado y finalmente asesinado, Haemosu no se muestra preocupado pues es sabedor de que Apolaki siempre logra regresar, pero le dice a Superman que si quiere saber que sucedió realmente pregunte a dos mujeres que se encuentran bebiendo también en el local.


 Las dos mujeres acompañadas por el camarero llegan a la mesa en la que se encuentra Superman, una de ellas era un romance de Apolaki, pero dejó de verlo cuando Apolaki comenzó a frecuentar a Yurei y ésta finalmente le llevó ante la presencia de HRDR_ROOT. Superman pregunta donde puede encontrar a Yurey y la mujer le revela el paradero.


La Condesa y Jimmy, utilizando códigos binarios de los semáforos consiguen dar con el paradero exacto de Superman, que se sorprende al verlos, el fotógrafo le dice a su amigo que ha comenzado a escribir en un blog para concienciar a la gente de que Superman está siendo víctima de un complot, Haemosu dice que eso ya no es relevante pues ahora Superman es un gran luchador clandestino, noticia que indigna a Jimmy y avergüenza al kryptoniano, que pide al fotógrafo que regrese a Metrópolis.


Más tarde, Superman llega a la Torre Coit, donde Yurei tiene su base, el Hombre de Acero irrumpe en la sala, enfrentándose a la mujer y acusándola de querer clonarlo, Yurei dice que el plan que están ejecutando es mucho más grande que todo eso y de pronto un clon de Superman de aspecto arenoso comienza a golpear a nuestro héroe, Superman se enfrenta también a él, pero una descarga de visión calorífica del clon alcanza en el pecho de Jimmy que es herido letalmente. Superma le toma en sus brazos y de pronto una pantalla se activa y HRDR_ROOT aparece jactándose por haber herido de forma grave al mejor amigo de Superman y desafiándole a que le devuelva el daño ante la mirada amenazante de Yurei y el clon y una aterrada Condesa finalizando así este número.


OPINIÓN 

¿Dónde vas Hombre de Acero? ¿Dónde vas, triste de tí?

Vamos a omitir si os parece la primera parte del cómic que simplemente me parece vergonzosa, reducir la leyenda de Superman a algo tan bochornoso como convertirlo en luchador clandestino es algo que ni el más siniestro de sus enemigos hubiera planeado nunca, pero los responsables del personaje en DC Comics no han dudado en hacerlo para ¿aumentar ventas? Con amigos así, ¿quién necesita enemigos? En fin...

Vamos con la segunda parte del número que tampoco es como para tirar cohetes de bueno, pero bueno, un pasito más si que avanza recorriendo este vía crucis de saga. Jimmy Olsen herido gravemente, ¿será esto el detonante para que Superman de una vez derrote a esta tropa de maleantes y que esto vuelva de una vez a parecerse a Superman minimamente? Sea como sea, nos llegan noticias de que para marzo de 2016 coincidiendo con el número 50 y el estreno de la película se acaba este calvario de historia, con lo que sospecho que la resolución va a comenzar en cero coma.

Un número más sin que Romita Jr. aparezca por estos lares salvo en la portada, Porter sin ser nada del otro mundo es Da Vinci en comparación con las viñetas que ha perpetrado el anterior dibujante.

Eso ha sido todo amigos, el próximo número más y esperemos que mejor.

Nacho Rodríguez.

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario