sábado, 26 de diciembre de 2015

RESEÑA DE SUPERMAN: LOIS & CLARK #2

SUPERMAN: LOIS & CLARK #2

"La llegada (Parte dos)"

Guión: Dan Jurgens
Dibujo: Lee Weeks
Tintas: Scott Hanna
Color: Brad Anderson
Portada: Lee Weeks, Brad Anderson

Mientras descubrimos a lo que Superman se está dedicando en esta nueva y extraña Tierra, Lois se ha convertido en objetivo de una letal organización que se llama a si misma Intergang. Además: El pequeño Jon, hijo de la pareja, comienza a hacerse preguntas acerca del verdadero origen de sus padres.

RESUMEN:

Comenzamos este segundo capítulo viajando ocho años atrás en el pasado, allí Lois se encuentra en la granja en la que han formado su nuevo hogar, la periodista juega con su hijo al tiempo que finaliza un artículo acerca de un festival de flores. De pronto llaman a la puerta, tratándose del casero que sorprendido por como han rehabilitado la granja está interesado en que Clark le ayude a reparar una cerca, Lois se ve obligada a mentir y responde al hombre que su marido a ido hasta el pueblo a comprar algunos repuestos.


Pero lo cierto, es que su esposo se encuentra bajo tierra, a mil seiscientas millas de distancia evitando un terremoto en Chicago provocado por el villano conocido como Shockwave, Superman usando sus poderes solventa la situación y logra derrotar al villano despojándole de su armadura para después huir ya que un avión de combate comienza a perseguir al Hombre de Acero.


Minutos más tarde, Superman llega a su hogar, escondiendo la armadura de Shockwave en el granero y reuniéndose con su mujer y su hijo.


De vuelta al presente, los militares han localizado la nave Excalibur, allí se encuentra también un hombre llamado Chambers, a quien los miembros del ejército informan que la nave en la aproximación a la Tierra sufrió una explosión pero que milagrosamente se posó en suelo firme suavemente, y que no hay ni rastro de la tripulación, pero que las provisiones de comida han descendido por lo que deducen que alguien si se encontraba a bordo de la nave, segundos después uno de los militares le muestra un vídeo en el que contemplan como un borrón ayuda a que Excalibur aterrice sin problemas.


Mientras tanto, en California, Jon Kent se encuentra en su escuela a la puerta de la oficina del Director pues ha sido castigado por utilizar un teléfono móvil en mitad de las clases, el pequeño está discutiendo con otros niños del colegio y Lois para la riña al salir del despacho del director llevándose a su hijo hacia el coche para regresar a casa.


Madre e hijo regresan en su coche a su casa, sin percatarse de que un furgón negro ha comenzado a seguirlos, de pronto el furgón hace una maniobra que termina por sacar el coche de la periodista de la carretera haciendo que el coche termine en unas tierras, Lois trata de proteger a su hijo al tiempo que alerta a Clark diciendole que se apresure a iniciar el "Protocolo Omega", Jon por su parte logra reducir a uno de los asaltantes y madre e hijo corren campo a través tratando de escapar.


 Finalmente Clark aparece y reduce a los criminales, acto seguido lleva a Lois y a Jon al coche, el pequeño no encuentra explicación a como su padre ha llegado tan pronto, ni como el coche puede haber entrado de nuevo a la carretera.


El Hombre de Acero aprovecha la ausencia de su familia para hacer desaparecer todos los posibles documentos y fotografías que puedan haber de Lois y Jon y más tarde regresa a su hogar, en donde la dice a la periodista que sin duda el ataque es obra de Intergang que pretende a toda costa que el libro que está escribiendo Lois nunca vea la luz, la pareja decide que momentaneamente seguirán viviendo ahí , la conversación finaliza con Lois preguntado a su marido por Henshaw y éste responde diciendo que la nave estaba vacía, ninguno de los dos se percata de que el pequeño Jon escucha atento la conversación de sus padres.


De regreso a la zona en la que la nave Excalibur ha aterrizado, los militares muestran un nuevo vídeo a Chambers, en el que se puede ver como Henshaw si que se encontraba en la nave, lo que le hace preguntarse al hombre donde puede estar el piloto, el cual se encuentra vestido con su traje espacial tumbado en una camilla y conectado a numerosos cables.


Muy lejos de allí, a años luz de distancia la misteriosa mujer del número anterior se encuentra torturando a un alienígena para conocer el paradero de la "Piedra del Olvido", de pronto, un soldado leal a la mujer la informa  de que la Roca partió en una nave hacia un lejano sistema solar finalizando de este modo el presente episodio

OPINIÓN

¿Puede un cómic hacer que uno se sienta dichoso de tenerlo entre sus manos? la respuesta es sí. Siempre y cuando sea un cómic como el que hoy reseñamos, uno del verdadero Superman, sin experimentos, sin memeces innecesarias, tratando al personaje desde el el respeto y desde el brutal conocimiento que tiene de él Dan Jurgens.

Una historia como esta fluye desde el momento y hora que se utilizan los ingredientes necesarios: un Superman heróico, una Lois inteligente y que verdaderamente es el apoyo del Hombre de Acero, y un Jon que creo que hoy por primera vez ha mostrado habilidades meta-humanas reduciendo a uno de sus atacatantes. Estos tres simples conceptos nos hacen disfrutar del Superman de siempre y hace que los buenos aficionados nos olvidemos de la pesadilla que mes tras mes DC está perpetrando con los New52.

No sé vosotros, pero yo estoy deseando que llegue marzo y que ambos Superman se encuentren en el número 50 de la serie regular de los New52, será sumamente interesante confrontar a las dos versiones.

No vamos a pasar por alto a Henshaw, personaje que en todas sus versiones ultimamente es un personaje bastante recurrente, véase el Henshaw de la serie de Supergirl sin ir más lejos. El final del cómic con el piloto conectado a numerosos cables y Superman diciendo que cuando rescató la nave Excalibur ésta se encontraba vacía es bastante misterioso.

Sin duda, los próximos meses nos van a  traer acción, aventuras y previsiblemente una invasión alienígena en busca de la Piedra del Olvido.

La parte gráfica me resulta bastante acertada y agradable para el tono de la historia.

Resumiendo, un cómic francamente recomendable.

Nacho Rodríguez.



Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada